Embarazo

El embarazo es una etapa que trae consigo gran cantidad de cambios, pero no todos son malos, siempre hay unos más fuertes que otros.

Algunas de estas variaciones en el organismo de la mujer son transitorias y no dejan secuelas así que lo más acertado es cuidarse y aceptar los cambios que trae la gestación.

Una de las molestias físicas que más teme la mujer es la aparición de las estrías en el embarazo, para combatirlas procura mantener hidratada tu piel con cremas antiestrías ricas en vitamina A y E. (si utilizas una marca especial anti estrías no olvides revisar sus ingredientes para descartar alergia a alguno de sus ingredientes).

Consiente tus piernas mientras esperas al bebé ya que estas  principalmente sufren por el peso que  deben cargar y que crece a diario. Evita principalmente la aparición de várices, no utilizando ropa ajustada, zapatos incómodos o de tacón muy alto y mantente alerta en cuanto a tu peso. Además eleva las piernas al menos una vez al día y camina solo unos 15 a 20 minutos a diario.

Protege tus senos durante el embarazo

Al culminar tu baño diario, rocía un chorro de agua fría sobre tus senos o hazte masajes con un hielo.

Usa un buen sostén que tenga soporte en las copas y tirantes anchos, de algodón sin encajes o costuras.

Haz énfasis en la hidratación de la piel de tus pezones para prepararlos poco a poco para la época de lactancia.

Vigila los niveles de vitaminas que consumes. Toma vitaminas prenatales siempre bajo la supervisión médica.

Recuerda que una mujer embarazada es más propensa a sufrir anemia por falta de hierro por ejemplo ya que este es un mineral muy requerido por el feto en esta etapa (alimentos ricos en hierro: pollo, carne de res, pescado, legumbres y vegetales verdes).

Embarazo en sus últimas semanas

El bebé suele estar listo para nacer en la semana 38 de embarazo. Sus pulmones ya están formados para ese momento y preparados para la vida fuera de su madre.

En la semana 39 de embarazo quizá la madre sienta menos al bebé pues no hay mucho espacio en el vientre, lo que también (aunado a su peso) incomodarán el descanso nocturno y diario de la madre. No será nada sencillo encontrar la posición cómoda para dormir.

Además, el bebé presiona la vejiga ocasionando mayor frecuencia en las

visitas al baño e incrementa los problemas de estreñimiento y/o

hemorroides por lo que no debe descuidarse una dieta rica en fibra.

Consulta en nuestra sección de embarazo todos los productos necesarios para esta hermosa etapa de tu vida.

9 artículo(s)

por página

9 artículo(s)

por página

En la presente web se utilizan cookies propias y de terceros. La navegación por la web implica la aceptación de su utilización. Si no acepta la utilización de las cookies, le solicitamos abandone esta página web cuanto antes. Para una mayor información, tiene a su disposición en nuestra política de cookies